페이지 이미지
PDF
ePub

formado ambas republicas parte del mismo vireynato, no se puede definir con exactitud la posesión actual, respecto de territorios sobre los que no hay una verdadera detentation.

Talvez por no haberse tomado en consideración estas consideraciones, se ha llegado a formular un tratado contra el cual el Peru se vê en la necessidad de protestar en cuanto ataca sus derechos territoriales

En el articulo 20 se estipula..... « que la línea divisoria..... del extremo Sur « de Corixa grande irá, en línea recta, al morro de Buena-Vista y a los Cuatro « Hermanos, de estos, tambien en línea recta, hasta las nascientes del rio Verde, « bajará por este rio hasta su confluencia con el Guaporé, y por medio de este y del « Mamoré hasta el Beni, donde principia el rio Madera. De este rio para el Oeste « seguirá la frontera por una paralela tirada de su marjen izquierda en la latitud « Sur, diez grados veinte minutos hasta encontrar el rio Javary.

« Si el rio Javary tuviesse sus nacientes al norte de aquella linea éste-oeste, « seguirá la frontera desde la misma latitud, por una recta hasta encontrar el « origen principal de dicho Javary. »

Examinando el mapa oficial de Bolivia de 1859, se vê que el rio Madera no comienza en el Beni sino en la confluencia del Guaporé con el Mamoré. Esto se halla conforme con los mas acreditados mapas. Este error jeografico puede produzir resultados equivocados.

Lo mas grave para el Peru es hacer seguir la frontera entre Bolivia y el Brazil por una paralela tirada de la marjen izquierda del Madera en la latitud sur, diez grados veinte minutos, hasta encontrar el rio Javary, ó en caso de no encontrar este, hasta su orijen.

Conforme al tratado de San Ildefonso, de 1777, la línea habria debido tirarse de la semi distancia del Madera calculada entre la confluencia del Mamoré y del Guaporé y la desembocadura del primero en el Amazonas. Asi se deduce del articulo 11 de dicho pacto, cuyo tenor es el siguiente :

« Bajará la linea por las aguas de estos dos rios Guaporé y Mamoré, ya unidos « con el nombre de Madera, hasta el pasage situado en igual distancia del rio « Marañon ó Amazonas y de la boca del dicho Mamoré, y desde oquel paraje conti« Duará por una línea, éste-oeste, hasta encontrar con la ribera Oriental del rio « Javary, hasta donde desemboca en el Marañon o Amazonas, seguirá aguas abajo « de este rio hasta la boca mas occidental del Japurá, que desagua en el por la « marjen septentrional. »

El resultado de no haberse tenido en cuenta estas estipulaciones y de haberlas sostituido con el articulo 2o del tratado en cuestión, puede percibirse por todo el

Annexo 1

11

que examine lijeramente una carta de las localidades. Lejos de ser lisonjero para el Peru y para Bolivia, el importa la absorción por el Brazil de cerca de diez mil leguas cuadradas, en los cuales se encuentram rios importantisimos, tales como el Purus, el Jurua, el Jutay, cuyo porvenir comercial puede ser inmenso.

si el Gobierno de Bolivia no ha temido las consecuencias del tratado, el del Peru se vê en la necesidad de hacer las reservas convenientes, on guarda de los derechos territoriales de la Republica.

Los limites entro el Peru y Bolivia no estan aun definidos.

En el articulo 12 del tratado de paz y amistad entre las dos republicas se estipuló lo siguiente:

« Ambas partes contratantes, en el proposito de alejar todo motivo de mala « inteligencia entre ellas, se comprometen a arreglar definitivamente los limites « de sus respectivos territorios, nombrando, dentro del término que de comun « acuerdo se designe, despues del canje de las ratificaciones del presente tratado, « una comisión mista que levante la carta topografica de las fronteras y verifique « la demarcación, etc.»

Ning una urgencia ha tenido el Peru para llevar adelante este deslinde ; pero e de Bolivia, desde que ha creido conveniente hacer el suyo con el Brazil, respecto de territorios que, por lo menos, debió considerar como limítrofes del Peru, parece que debia ajustar con este la debida negociación. Este olvi lo ha causado la cesión que el Gobierno de Bolivia ha hecho al Brazil de territorios que pueden ser de la propiedad del Perú. Salvarlos es el objeto que se propone el infrascrito en la presente nota.

Verdad es que el Gobierno del Peru aceptó tambien el principio del uti-possidetis y sostituyó a los tratados celebrados por la metropoli la posesión actual, y conforme a ella, el tratado de veinte y tres de octobre de 1851, que la Republica se hala en deber de respetar: pero el Gobierno peruano habria deseado que el de Bolivia aprovechase de la esperiencia que el Peru ha adquirido a costa de algunos sacrificios. ya que esto no ha tenido lugar, por lo menos el Peru habria deseado que el tratado de 1851 fuese respetado con todas sus consecuencias.

Segun ese pacto, ratificado posteriormente por la convención de 1858, todo el curso del rio Javary es limite comun para los Estados contratantes ; y aunque los tratados no lo dicen, los comisarios de limites Señores Carrasco y Acevedo pactaron que se llegasse hasta la latitud de nueve grados 30 minutos Sur, " hasta el nacimiento de dicho rio siempre que este se encontrase en una latitud inferior. La linea paralela al Ecuador, trazada en una de las referidas situaciones, señala la división territorial entre el Peru y el Brazil por ese lado, quedando perteneciente al Perutodo el terreno comprendido entre el sur de la enunciada

paralela, que debe terminar en el rio Madera. Tan cierto es esto que los Gobiernos del Peru y el Brazil, al conferir sus instrucciones a los comisarios respectivos, tuvieron especial cuidado de consignar en ellas, como punto cardinal, esta verdad ; y en todas las conferencias oficiales de dichos comisarios, que existen protocolisadas, asi como en las instrucciones dadas a la comisión especial que se encomenda a los secretarios para la exploracion del Javary, se acordó prevenir, de una manera expresa, lo que queda manifestado.

Reosumiend lo espuesto, resulta que, segun el tratado en cuestión :

1°, la frontera debe seguir del Madera para el oeste, por una paralela tirada de su marjen izquierda en la latitudi sul 10° 20' hasta encontrar el rio Javary ;

2°, si el Javary tuviese sus marjenes al norte de aquella linea este-oeste, seguirà la frontera desde la misma latitud, por una recta, hasta encontrar el origen principal de dicho Javary.

En el primer caso, el Brazil para fijar por ese lado sus límites con Bolivia, nvade nuestra propiedad, reconocida por el en los citados pactos de 1851 y de 1858.

Si los comisarios de Bolivia y del Brazil se vieran precisados a llevar a delante la segunda solución, se tendria como consecuencia necesaria un resultado imposible, que las nacientes del Javary servirian de punto comun de pa: tida para establecer fronteras respectivas entre el Peru, Bɔlivia y el Brazil, y que la recta que de alli partiera hasta encontrar la marjen izquierda del Madera, vendria a ser, poco mas o menos, linea divisoria, tambien comun para los dos países.

Si Bolivia (admitiendo esa hipotesis) es dueño del territorio de se que ocupa el infrascrito, ? a quien perteneceria la faja del terreno comprendida entre la paralela pactada entre el Peru y el Brazil y la que el Imperio ha estipulado con Bolivia ? El tratado no lo dice.

En el caso de que el Gabinete de Sucre hubiera querido escuchar al Peru, se hubiera evitado, por lo menos, la divergencia en la manera de apreciar estas importantes cuestiones.

Ya que esto no ha tenido lugar, el infrascrito cumple las ordenes de S. Ex, el Presidente del Peru, protestando contra el mencionado tratado de 27 de marzo en cuanto ataca por su articulo 2° los derechos territoriales del Peru.

El infrascrito tiene el honor de reiterar a S. E. el Señor Ministro de Relaciones Esteriores da Bolivia las seguridades de alta consideración con que se suscribe de S. E. muy atento y muy obediente servidor.

J. A. BARRENECHEA.

A S. E. el Señor Ministro de Relacionos Esteriores de la Republica de Bolivia.

N. 96.

Instrucções pelas quaes deverá guiar-se

a Commissão Mixta.

Protocollo.

Aos dez dias do mez de maio de mil oito centos e noventa e cinco reunirão-se nesta cidade do Rio de Janeiro, em uma das salas da Secretaria de Estado das Relações Exteriores, o respectivo Ministro de Estado Sr. Dr. Carlos Augusto de Carvalho e o Sr. Dr. D. Federico Diez de Medina, Enviado Extraordinario e Ministro Plenipotenciario da Republica da Bolivia, afim de formular as instrucções pelas quaes deverá guiar-se a Commissão Mixta incumbida de demarcar os limites entre o Brazil e a Bolivia, desde o rio Madeira até ao Javary, e convierão nas seguintes :

As Commissões do Brazil e da Bolivia deverão reunir-se em Labria sobre o rio Purús e, pondo-se de accordo a respeito da execução destas in. strucções, seguirão pelo mesmo Purús até á sua contluencia com o Aquiry ou Acre, por este subirão para terminar o ponto em que é cortado pela linha geodesica que vai do Madeira ao Javary e levantarão um marco em cada uma das margens do dito Aquiry.

De cada lado desse rio e na direcção da linha se abrirá uma picada de largura suficiente e da extensão de cem metros, pouco mais ou menos.

Si fôr possivel, a Commissão Mixta irá por terra o pela linha divisoria, até encontrar o rio Abună, cuja posição marcará, si este for cortado pela mesma linha. Neste caso, feito o trabalho, voltará ao Acre o tambem voltará, si a exploração for impraticavel.

Em qualquer dessas duas hypotheses, a Commissão Mixta, si lhe for possivel, percorrerá a linha divisoria desde o Aquiry ou Acre até ao Purus e proseguirá na direcção da mesma linha para cortar os affluentes do Juruá e o mesmo Juruả, fazendo a demarcação na forma já indicada.

Do Juruá, si ainda for possivel ir por terra, a Commissão Mixta o fará até ao Javary, para assignalar o rio Jutahy e os affluentes do mesmo Javary.

Não ba necessidade de verificar a posição da nascente desse ultimo rio, porque os Governos do Brazil e da Bolivia adoptarão, como feita pela sua Commissão Mixta,

[ocr errors]

naso

a operação pela qual na demarcação dos limites entre o Brazil e o Perú se determinou aquella posição. A nascente do Javary, pois, está, para todos os efeitos, na demarcação entre o Brazil e a Bolivia, situada aos 701'17'5 de latitude Sul e 7448'27",07 de longitude ( de Greenwich.

Si nos casos acima indicados não for possivel seguir por terra, a Commissão Mixta descerá pelo Aquiry até à sua confluencia com o Purús e subirá por este para marcar o seu ponto de intersecção, ou o do Hyuacú ou Iaco, com a linha divisoria ; descerá depois pelo Purús até ao Amazonas para subir pelo Juruá e levantar marcos nos pontos em que a linha divisoria corta os rios Jatuarana, Embira, Tarauacá, Gregorio e Mú, o mesmo Juruá e outros importantes que cortarem a referida linha.

O marco de madeira foi collocado na latitude de 10o21'13',65 Sul, como consta do termo da sua inauguração, firmado em 17 de novembro de 1877 pela secção da Commissão Brazileira que fez esse trabalho. Nesse termo se diz que a linha geodesica que vai ao Javary parte daquelle marco. Não obstante isso, fica entendido que a dita linha deve partir da latitude 10°20' Sul marcada no tratado de limites e nesta conformidade procederá a Commissão Mixta á demarcação dos limites e collocação dos marcos destinados a indicar os pontos de intersecção.

Si for necessario dividir a Commissão em secções, deverá cada uma destas compor-se de membros de ambas as commissões.

A Commissão Mixta poderá suspender os seus trabalhos, mas somente pelo tempo strictamente necessario.

Em testemunho e firmeza do que, lavrou-se este protocollo em dous exemplares, sendo um em portuguez e o outro em hespanhol.

(Assignado) Carlos Augusto de Carvalho.
1 » ) Federico Diez de Medina.

« 이전계속 »